martes, 27 de noviembre de 2012

Mercantic, desde ahora también llamado planazo

Este verano, en una de mis largas sesiones enlazando webs y blogs (de esas en las que al rato de empezar ya no te acuerdas de lo que querías buscar al inicio...) leí sobre un lugar llamado Mercantic... Mercadillo de muebles y objetos de segunda mano. Ajam, interesante.

Por aquello de no tener piso propio en aquel entonces archivé la referencia, y al aplazamiento se fue sumando la duda de si merecería la pena dedicar una mañana de nuestros preciados fines de semanas... Aix, ¡me cachis en la reticencia del desconocimiento!

Ayer fue el gran día, ¡y qué gran día! ¡Tres horas non-stop de suspiros y exclamaciones han servido para  rendirme ante este lugar! Mercantic es todo lo que podáis esperar de un mercadillo de segunda mano pero a lo grande, un montón de tienditas cada una con su estilo se suceden sin fin... ¡Y sin fin literalmente! Tras tres horas de recorrer rincones y admirar objetos variopintos me di por vencida y ¡volví a casa sin registrarlo todo! Muchas más visitas nos esperan, y estoy segura de que todas ellas seguirán siendo un cúmulo de inspiración y sorpresas...





Puestos de juguetes antiguos, pequeños cachibaches, objetos restaurados, muebles destartalados, habitaciones llenas hasta los topes... Amigos disfrutando del domingo en las terrazas, niños buscando tesoros, veteranos mostrando satisfechos su repertorio y artistas en pleno proceso de restauración... Justo en el momento que piensas, ¡algún día restauraré muebles! ¡Rescataré reliquias y las venderé a personas súper ilusionadas...! Y como a Italo y a mi nos cuesta poco motivarnos... ¡Quién sabe! ;) (En Mercantic también hay una escuela... jijiji...)

Para los que os animéis, el mercado semanal es cada domingo de 9.30 a 15h, y la zona central del mercado es permanente, de martes a sábado 9.30 a 20h. Además, ¡el último viernes de cada mes también hay mercadillo hasta media noche! Podéis seguir sus noticias en su facebook.

Por cierto, ahora sí, parece que el frío llegó... ¡¡Cojan sus mantitas!!

viernes, 23 de noviembre de 2012

Epheriell, preciosa y simple plata

¡Me declaro fan incondicional de la plata! Desde siempre me ha encantado por... ¿su color? ¿su energía? Je ne se pas, llámalo como quieras, ¡pero me transmite fuerza y equilibrio! Desde los quince años llevo algunas pulseritas de plata siempre conmigo, nunca me las quito y ya siento que forman parte de mi. Alguna se ha perdido por el camino (todavía suspiro por la primera que tuve, que tras justo diez años de compañía, ¡diez!, decidió perderse...)



Y por eso cada vez que descubro algo de plata que me enamora lo guardo con mucho mimo... Epheriell es uno de esos tesoros :)

Algún día... :)

Diseños sencillos y producción súper cuidada, resultado espectacular.






Y para los que ya comenzáis a pensar en regalos navideños, ¡aquí van algunos juegos preciosos!







Por si alguien se anima, fijaros que por subscribiros a su newsletter tendréis un 20% de descuento en vuestra compra. Yo ya sé el pedido que haré, pero os lo cuento cuando llegue ;)

¡¡Feliz viernes!!

martes, 13 de noviembre de 2012

¡Va de koalas!

Hoy os traigo una delicia interactiva, de esas gustosas que nos hacen sonreír sin casi darnos cuenta. Pero que tontería... Ui, ¡mira! Oooohhhh...

Haz click y verás que no me he equivocado con el título de este post ;) (no olvides jugar con el ratón...)



¡¡Pero que bonicos son los koalas!! Y justo me llega la web cuando hace un año que estábamos de viaje en Australia y pudimos pasarnos por el Koala Hospital de Port Macquaire en la costa este. Allí hacen un trabajo estupendo acogiendo a koalas encontrados por la zona, cito de nuestro blog del viaje:

Todos los koalas son rescatados de incendios, o los que pierden a sus mamás por la tala forestal, o... los que son agredidos por perros... Una lástima... Dado que cada vez hay menos zonas con eucaliptos en la región, estos animalicos cada vez se ven forzados a acercarse a zonas pobladas en busca de comida. Y los perros no se portan nada bien con ellos...

Así que no pudimos resistirnos a ayudar y adoptamos a Crescent Head Jimmy ^_^



Mirad que carita de felicidad...


Son ositos, pero con carácter... ¡No se piensen ustedes! Mirad a este al acecho a la hora de comer... :)



¡Y ahora a dormir mis 18 horas diarias!



Por si os apetece, unas cuantas fotos más en el álbum de fotos, y un trocito de nuestro viaje en 5318ks para finalizar la ruta australiana.

¿Alguien más se pide uno para reyes? :P

miércoles, 7 de noviembre de 2012

Mi primera sesión preboda (¡como fotógrafa! :P)

Cuando una de mis mejores amigas nos contó que se casaba con su media langosta, la ilusión que nos hizo a todos los amigos fue enooorme.

¡La primera de nosotras se casa! ¡Yuhuuu! 
Y además ya hay fecha, ¡de aquí a seis meses!
¡Hurra! ¡Hurra! 

Los vitores y aplausos parecían no tener fin hasta que...

Pero solo vendrá la familia más próxima, padres y hermanos...
¿Eing? ¿Entonces para que te c...? 

Naaa, ¡es broma! Aunque en el momento nos dio un poco de bajoncillo, después les he admirado muchísimo por hacer de su boda ni más ni menos lo que querían. ¿Sencilla pero felices? ¡Pues que así sea! ¡Vivan los novios!

Hemos disfrutado de esos rapidísimos seis meses buscando vestidos (¿os acordáis de La Coquetería? snif... ¡¡Cuanto bonitismo junto!!), de fiesta en la despedida (esa sí que no la hemos perdonado),  ayudándoles a buscar detallitos...

Pero lo mejor fue enterarme de que no pensaban buscar ningún fotógrafo para la boda... Uuuuuixxx, ¿puedo haceros unas fotos? ¿puedo? ¿pueeeedoooo? :)

Ni cortos ni perezosos dejaron que Italo y yo les hiciéramos saltar, reír, darse achuchones (esto no les costaba nada... :P), cantar, bailar, trepar a un olivo... Pero sobre todo, nos mostraron lo bonito que es disfrutar con tu pareja de momentos tan emotivos e inolvidables... ¡¡Y nosotros no podíamos parar de sonreír al verlos tan felices!!

Como para Italo y para mi esto de hacer fotos a parejas nos caía por primera vez, acordamos hacer unas fotos unos días antes de la boda. Así podríamos conocer el lugar, practicar tonterías... ¡y tener todavía más fotos de ellos dos! Jijiji...

¡No me digáis que no rezuman amor y felicidad en cada gesto! ^^













Y cuando el gran día llegó, el ver a mi queridísima amiga echando lagrimillas de emoción... Hacer las fotos fue un regalazo para mi y ¡la excusa perfecta para no perderme un ratito de su gran día! Pero eso os lo cuento otro día...





pd. Pareja, ¡os adoramos! ¡¡¡Vivan los novios!!!